//
now reading...
Español, Gestión del conocimiento, Gestión e innovación

Notas fOSSa (II): Open Data radical

Sigo con las ideas que dejó el paso por fOSSa… y me temo que quedan demasiadas.

Una de las partes más curiosas de la conferencia fue cuando se invitó a algunos ponentes clave, y al público en general, a hacer las “propuestas más radicales” en el terreno de la “apertura”. Algunas, como la sindicación de los desarrolladores Open Source, fueron curiosas. Hubo otra, propuesta por François Bancihlon, uno de los personajes más prácticos del evento, que es para comentarla.

“Open Data”, para los menos puestos, viene a ser la idea de poner a disposición del público (no necesariamente gratis) los miles de conjuntos de datos que maneja el Estado en sus diferentes variantes. Desde información geográfica a datos medioambientales, pasando por la ejecución de los presupuestos de las instituciones, y todo aquello que se reúne con medios que pagamos los contribuyentes.

Contaba esta persona que el modo en que Open Data despegó en EEUU fue cuando Obama reunió a los responsables de sus agencias gubernamentales y les dio un plazo (mínimo) para tener cada uno un número dado de fuentes publicadas. Los responsables volvieron con esas series, peinadas y puestas en abierto. La respuesta de Obama fue pedirles otras tantas. Y esas ya no fueron tan fáciles de peinar (la calidad de los datos muchas veces es baja) ni tan cómodas de hacer públicas. Por ese camino han seguido avanzando, y da gusto verlo, y ver sus efectos.

La “propuesta” radical de Open Data en fOSSa era aparentemente poco radical. Se pidió a los gobiernos (a todos los escalones) que no se preocuparan de limpiar, depurar, peinar o filtrar datos antes de publicarlos. Que no le den vueltas ni arrastren los pies. Que hagan públicos los datos como estén, y dejen a la sociedad (leáse la iniciativa privada) la tarea de depurar y procesar esos datos para poder usarlos al modo que quieran.

No importa si los datos están en ristras de PDFs en lugar de bases de datos bien hechas. Si la información es relevante, ya habrá quien la procese y la depure para poder usarla en sus actividades productivas. Y lo hará pagando lo que compense pagar, ni un duro más.

Un trabajo que, por otra parte, podría ser una buena fuente de empleo para los que lo necesitan… y de negocio para empresas como la del que hizo la propuesta, Data Publica. Y para sus competidores, que en Navarra aún no existen (y en España creo que escasean). En resumen, una buena idea.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: